Select Page

¿Estamos perdiendo la batalla contra el aborto?

¿Estamos perdiendo la batalla contra el aborto?

Son 56 países los que concentran el 39.3% de la población mundial en los se permite legalmente el aborto.  América del Sur es el continente con menor número de países pro abortistas, siendo Uruguay el único que admite legalmente el aborto en casi todas sus variantes[1]  Con esta excepción pasados más de 40 años, desde que el movimiento pro aborto inició su macabra campaña, América del Sur se mantiene firme en su posición pro vida.

¿Por qué el movimiento abortista, con todos los ingentes recursos que maneja, no ha logrado en América del Sur lo que sí logró en Europa o Norte América?

Pueden haber diversas interpretaciones pero no hay duda que las mas importantes, al menos en nuestro país, han sido: La cada vez mayor conciencia y madurez política del sector joven, evidencia de ello fue su mayoritaria participación en la Marcha por la Vida.  Marcha la cual nos mantiene a la vanguardia, no solo a nivel de América, sino de todo el mundo, como país defensor del niño por nacer. La otra interpretación, en el cual nos detendremos para un mayor comentario, es la puesta en evidencia de las falsedades en las que se sustentaron los ofrecimientos de los abortistas.

En efecto, los pro abortistas hicieron grandes promesas las cuales a la fecha no solo se han incumplido sino que las cifras confirman los temores que se vaticinaron en su momento.

Nos dijeron que el ovulo fecundado aún no era un ser humano y que por tanto no puede decirse que es un asesinato.  Ante el avance científico y constatación de esta falsedad cambiaron de postura por un argumento ingenuo y simplista: La mujer puede decidir libremente sobre su cuerpo.

Nos dijeron que los métodos anticonceptivos conllevarían a una paternidad más responsable ya que solo quedarían embarazadas quienes si quieren ser madres. El mayor índice de abortos en el mundo se da en adolescentes (97%). Los métodos anticonceptivos conllevan a una mayor promiscuidad por lo tanto mayor número de embarazos y sus consecuentes abortos.  Por ejemplo, en España desde que se legalizo el aborto (1985) hasta 1987 se produjeron 16,766 abortos no obstante en el 2008 hubo 115,000.

Nos dijeron que el aborto conllevaría evitar embarazos no deseados. Los embarazos no deseados en el mundo originan al alrededor de 42 millones de abortos por año. Cifra muy superior a la actual población del Perú.

Nos dijeron que los métodos anticonceptivos son inocuos. Está comprobado que estos son altamente riesgosos: Muchos son abortivos, aumentan la tensión mamaria, disminuyen la libido, estimulan el  aumento de peso, frecuentes casos de infertilidad consecuente, depresión, migrañas entre otros.  Ni hablar del aborto, producido este, se incrementa el riesgo de esterilidad, embarazos ectópicos, nacimientos de niños muertos, trastornos menstruales, hemorragia, infecciones etc. además de los trastornos emocionales: Insomnio, nerviosismo, depresión, irritabilidad, frigidez etc.

Dicho en otras palabras los Pro Abortistas han perdido mucho terreno al evidenciarse sus falsedades y los fracasos de las políticas de “Salud sexual y reproductiva”,

No obstante lo dicho creemos que debemos mantenernos optimistas con el ser humano, quien por naturaleza mantiene su instinto de conservación.  Dentro de sí, dentro de su ser sabe lo que está bien y lo que está mal.  Si bien muchos han estropeado su conciencia o les fueron estropeadas por sus padres o medio donde les toco vivir, la  gran mayoría no ama la muerte, la destrucción, lo que es deleznable, el sufrimiento más aún si es de un inocente. Está en nosotros, es parte de nosotros desde que nacimos.  Llámenle, instinto de conservación de la especie, conciencia o voz de Dios pero esta existe.

Pero no seamos ingenuos no hemos ganado.  Ellos forman nuevos cuadros, desarrollan nuevas políticas, invierten mayores recursos y por supuesto seguirán en su intento. No olvidemos que el Aborto es tan solo un tentáculo de la Ideología de Género.  Él es el enemigo, mientas que subsista la familia que es su objetivo de destrucción principal, subsistirán los esfuerzos pro abortistas.

[1] Ministerio de Salud Pública de este país ha publicado un informe reconociendo el incremento de abortos en su Uruguay.  En el año 2014 se produjeron 8.500 abortos, 20% más que el año 2013.

Leave a reply