Select Page

¿Por qué en una violación es poco probable el embarazo?

¿Por qué en una violación es poco probable el embarazo?

Se le ha cuestionado al congresista Juan Carlos Eguren su afirmación en cuanto a la baja probabilidad de un embarazo consecuente de una violación. Todo esto en el ambito del debate congresal sobre la legalización del aborto en casos de violación. Las críticas y cuestionamientos carecen de sustento.  Esta medicamente comprobado la casi ínfima probabilidad de un embarazo en caso de violación.

Investigadores de Texas A&M Health Science Center (EEUU) han concluido que el estrés preconcepcional reduce en un 29% las posibilidades de concebir. Consecuentemente, si tenemos en consideración que un óvulo vive unas 24 horas y los espermatozoides pueden mantenerse vivos al interior del cuerpo hasta 72 horas[1] se concluye que el periodo fértil de una mujer únicamente es entre 2 a 3 días antes de la ovulación al mes. Estas posibilidades de embarazo disminuyen mas aun, de manera natural, en un 15% a partir de los 35 años.

Por lo tanto, con una lógica sencilla podemos concluir que por cada 10 relaciones consentidas, existe menos de 1 posibilidad que una mujer quede embarazada, si a esto se sumamos los resultados de los Investigadores de Texas A&M Health Science Center (EEUU) esta única posibilidad se reduce en un 29% menos, en casos de violación.  Por lo tanto, concluimos que las posibilidades de embarazo consecuentes de este delito son ínfimas, exiguas casi cero.  Consecuentemente, ¿Cuál es la necesidad y apuro de legislar por excepciones?          

Profundicemos y confirmemos nuestras deductivas conclusiones.

El doctor John C. Willke, ex presidente del Comité Nacional de Derecho a la Vida en Estados Unidos escribió que los embarazos producto de una violación son “extremadamente raros” y que el estrés de la violación ayuda a prevenir el embarazo. “Para embarazarse y mantener un embarazo, el cuerpo de una mujer debe producir una mezcla muy sofisticada de hormonas”, explicó Willke en un artículo de 1999 publicado en Life Issues Connector, un boletín informativo antiaborto.

“La producción de hormonas es controlada por una parte del cerebro que es fácilmente influenciada por las emociones. No hay un trauma emocional mayor que el experimentado por una mujer en una violación. Esto radicalmente puede alterar su posibilidad de ovulación, fertilización, implantación e incluso nutrición de un embarazo”.

“sabemos es que el estrés crónico puede reducir la fertilidad”, dijo a CNN Sharon Phelan, miembro del Congreso Americano de Obstetras y Ginecólogos de Estados Unidos (ACOG, por sus siglas en inglés) y profesora en el Departamento de Obstetricia y Ginecología en la Universidad de Nuevo México, en Estados Unidos.

Generalmente, un solo acto de violación tiene el 5% de probabilidades de resultar en un embarazo en víctimas de 12 a 45 años de edad que no utilizan ningún método anticonceptivo, según las cifras de la ACOG.

Aunque el estrés asociado con la violación podría no disminuir el riesgo de una víctima de embarazarse, los violadores a menudo no eyaculan, por lo tanto, reducen el riesgo de la víctima de embarazarse, dijo Phelan

Conclusión reiterativa, las posibilidades de embarazo consecuentes de una violación son ínfimas, exiguas casi cero.  Por lo tanto, ¿Cuál es la necesidad y apuro de legislar por excepciones? Respuesta: Abrir la puerta al aborto (por violación) y de allí al aborto indiscriminado.  Abre la puerta de tu casa y veras como se infiltrará el ladrón.

 

 

        

[1] A esto hay que sumarle la muy frecuente frustración de eyaculación debido al igualmente estrés del violador.

Leave a reply